CERVECERIA NACIONAL DOMINICANA

COMMETRO NOTICIAS....(VIDEOS)...

DELTA AIR LINES

DELTA AIR LINES

10 DE DICIEMBRE...NAVIDAD PA'L PUEBLO EN EL UNITED PALACE DE NEW YORK

PUBLICIDAD

SUPERINTENDENCIA DE BANCOS DE LA REPUBLICA DOMINICANA DOMINICANA

SUPERINTENDENCIA DE BANCOS DE LA REPUBLICA DOMINICANA DOMINICANA

DGCINE

DGCINE
www.dgcine.gob.do

GRUPO MEDRANO

GRUPO MEDRANO

PUBLICIDAD

martes, 16 de febrero de 2016

El “medio artístico y farandulero” Lo ignoraron sabiendo muy bien que Pedrito Feliz era un referente de la farándula

Por Jorge Jiménez
Ni apellido sonoro ni fortuna….! ¡HOLA MUNDO!.-Si Pedrito Feliz hubiese sido un hombre de familia adinerada y de apellido sonoro, comunicadores de la farándula y programas de televisión y de radio no lo hubieran ignorado. Pero no. Mucha gente de la televisión y de la radio que lo conocieron bien, que lo trataron por muchos años, saben muy bien quién era Pedrito Feliz y lo que significó en el “medio artístico y farandulero” pero para ellos no murió una figura importante sino un desarrapado, un farandulero más. 

Decidieron no “darse por enterado” de su muerte. Lo ignoraron sabiendo muy bien que Pedrito Feliz era un referente de la farándula, un ícono de los dick jockey, de la promoción artística, el más grande “motivador” que tenían los promotores, managers y hasta los mismos artistas. Pedrito Feliz reconoció los aportes, la trayectoria y el talento de nuestros artistas, merengueros, de nuestros promotores artísticos, de muchos miembros de la crónica del arte y del espectáculo y un gran animador cultural en los últimos años en el Ministerio de Cultura. Fundó la Asociación de disck jockey de Santo Domingo, ayudó siempre a Amucaba y finalmente fundó la recién creada Asociación Dominicana de Promotores y Managers de la República Dominicana (ADOPROMA). Un trabajador incansable…!

Su amor por el trabajo de los disck jockey lo llevaron a convertirse en el presidente vitalicio que agrupaba a toda la gente de ese sector. Es que nunca vi a Pedrito haciendo otra cosa que no fuera trabajar para la clase artística. Ayudó a “pegar” en el gusto del público a muchos de nuestros populares merengueros y trabajaba por amor al arte, a la cultura y lo que conseguía lo repartía entre los miembros de su Asociación a los cuales ayudaba de una manera muy solidaria. Tenía vergüenza y dignidad…..


Pedrito Feliz no sólo pasó las mil y unas noches en el “medio artístico” sino que también “pasó de todo” por el amor a su familia. Y pese a los maltratos, humillaciones e ingratitudes que recibió de los artistas y gente de los “medios” tenía vergüenza, orgullo y dignidad cuando se trataba de defender a su gente. Hay gente que llegó a verlo como un “pedigüeño profesional” y hasta fue un incomprendido porque Pedrito se vio en situaciones que tuvo que “josear” en favor de sus compañeros y hasta de su familia. Pedrito amaba tanto su familia -por la que pasó todas las calamidades- que una vez me contó que a su hijo artista el Chico Boy lo quisieron contratar una firma internacional que le ofreció un millón de pesos y él lo rechazó porque no quería separarse de su hijo y dejarlo a su suerte en Miami. Pedrito exigió un contrato donde él pudiera estar todo el tiempo cerca de su hijo. Prefirió mejor seguir “pasando trabajo” junto a su familia y buscarle una mejor oportunidad al Chico Boy Mundial como se llama el joven talentoso cantante de música urbana a quien amaba con devoción. Bueno, servicial y solidario….

En los últimos años, Pedrito Feliz, concentró sus esfuerzos y sus energías en el Ministerio de Cultura. Vivía entre los canales de televisión y en la sede del Ministerio y allí en su condición de empleado peledeísta junto a Manuel Frías, director de proyectos de esa institución se convirtieron en dos agitadores de la cultura. Cada semana presentaban allí el Jueves de la Cultura donde hacían actos, charlas, conferencias y reconocían a los trabajadores del arte y la cultura. Pedrito era un hombre bueno, servicial y solidario. Amigo de los amigos. No se olvidaba de nadie y reconoció el talento y los aportes de todos sus amigos. Entregaba “pergaminos de reconocimiento” a todo el mundo y hace poco escribìa yo en una de estas columnas que ya era tiempo de que lo reconociéramos a él. Una llamada de Pedrito invitándome a una actividad era como una orden y nunca le fallaba. Hubo un tiempo en que a la actividad que llegaba Pedrito era como pensar que llegó la farándula. Lamentablemente, el jueves pasado lo perdimos. ¡Caramba…!, y qué vacío nos ha dejado. Descanse en paz, eterno e inolvidable amigo y hermano Pedrito Feliz. ¡Qué viva tu legado de laboriosidad pues serás insustituible motivador de todos nosotros!.

DE LAS COSAS QUE PASAN.- Según me contaron Alicia Baroni cantó en el cementerio Cristo Redentor “Cuando un amigo se va” despidiendo a Pedrito Feliz…..Rubén Darío Aponte y el Circulo de Locutores ayudaron a la familia en esta situación…También el Ministerio de Cultura cooperó…..HASTA MAÑANA SI DIOS QUIERE CIUDADANOS DE LA FARÀNDULA.